Domingo , 25 de Agosto 2019
Inicio / Comunidad / Vecinos de El Campito claman sustitución de guayas eléctricas

Vecinos de El Campito claman sustitución de guayas eléctricas

Cortesía

José Ángel Rivero

Debido a la explosión ocasionada a finales del mes de marzo del año en curso, en el sector El Campito, de la parroquia Urimare, algunos vecinos quedaron afectados y siguen vulnerables a una posible secuela del incidente. 

De la terrible explosión de los tres transformadores que esperaban ser sustituidos, asistieron bomberos del estado Vargas, el CICPC y Corpoelec a socorrer al sector afectado.

Sin embargo, los vecinos esperaban que solventaran la situación y sustituyeran las guayas, “ellos vinieron, pero no cambiaron las guayas que ocasionaron la explosión e incendio, solo las volvieron a poner y dos días después cayeron de nuevo”, expresó afectada de la comunidad.

Cortesía

Los residentes temen a que las guayas que fueron reconectadas vuelvan a colapsar y provoquen el mismo episodio pasado, “aquí hace un poquito de brisa y se ve como esas guayas se tocan y producen chispas, nosotros le pagamos a unos hombres para que las volvieran a subir, pero imagínate si el viento es más fuerte, se volverán a caer y será catastrófico”, comentó una vecina del lugar.

Victoria Márquez, comentó, que desde la explosión no posee los servicios de internet ni telefonía fija, “Corpoelec no viene desde hace mes y medio a reparar los postes de luz, mientras que los de Inter vinieron a cortarle el cable a toditos y teníamos más de un mes sin disfrutar del servicio”.

Cortesía

Por otra parte, aseguraron que CANTV si les tomó el reporte y están a la espera de la reposición del servicio de telefonía. Así mismo, claman por ayuda por parte de los organismos competentes ya que no quieren que se repita ese“terrorífico día”.

Lea también:

Denuncian hurtos por las noches en El Cantón




Te puede interesar

Mujer pide ayuda para su vivienda en alto riesgo

Mirla Álvarez, habitante de la comunidad Los Olivos de La Soublette, parroquia Catia la Mar, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *